Un museo para All Boys

La Comisión Directiva del Albo dio el visto bueno para que la Historia tenga su lugar en la sede del club.

El fútbol es mucho pero no todo en la vida de un club. El mundo del deporte es central, pero no completa el cien por ciento de los casilleros en una institución que se precia de ser lugar de encuentro, punto de unión de vecinos y vecinas. Ese es el caso de All Boys y fue por eso que en el 2014 un grupo de socios crearon la subcomisión de cultura. Desde entonces, han organizado ciclos de cine, funciones de teatro, exposiciones de arte, clases de tango. El 2019 lo cerraron a todo baile y música en vivo con una peña folklórica.

En una oportunidad, organizaron un concurso de cuentos y consiguieron que muchos socios se pongan a escribir. La temática debía estar relacionada con All Boys y el barrio. Entre las obras recibidas seleccionaron una veintena que editaron en forma de libro digital.

Pero tampoco dar lugar a la cultura en tiempo presente, alcanza. Por eso, algunos de los miembros de la subcomisión de cultura, se lanzaron a investigar en la historia centenaria del blanquinegro: recolectaron relatos, objetos y ante tal latir del pasado se convencieron de que era necesario revalorizar la memoria que guardan las distintas generaciones de una comunidad, cuya identidad de un modo u otro está ligada al club. Así nació el proyecto del Museo del Club Atlético All Boys.

De la idea pasaron rápidamente a la acción: realizaron charlas que llamaron Encuentros con la Historia. Se trataba de reuniones temáticas en las que un día se hablaba de la fundación, otro día de los cuatro estadios, otro día del básquet. “Nosotros investigábamos, preparábamos material para compartir. En la primera parte del evento dábamos la palabra a los socios presentes y después les presentábamos lo que habíamos investigado”, cuenta Pablo Desimoni, miembro del grupo fundador del flamante Departamento de Historia y Museo. “Una vez vinieron a las charlas los jugadores de los setenta y otra vez los de los ochenta, trajeron fotos y algunos nos donaron sus camisetas”.

Te puede interesar
  ¿Qué es All boys Comunitario?

Cuando la pelota deja de girar

El proyecto del museo pudo dar un gran paso en la cuarentena. Mientras la pelota está en stand by, la dirigencia del club escuchó la propuesta: “Hablamos con la comisión directiva acerca de formalizar la creación del Departamento de Historia y asignar un espacio físico dentro del club para el museo”, revela Desimoni, cuyo carnet lo identifica como el socio número 26102 (uno de los 4100 que hoy están activos en All Boys).
El Departamento de Historia y Museo tiene sus redes sociales, su canal de youtube y también un mail: museo.allboys@gmail.com.

Con estas vías de comunicación pretenden llegar a cada uno de los vecinos y vecinas que quieran acercarles fotos y otros objetos que hacen a la historia del club y también del barrio. Aclaran que no es necesario que se las donen. Les interesa saber que existen. Dicen que si se las prestan, ellos fotografían los objetos, escanean las fotos y devuelven todo.

El objetivo es lograr reunir en el museo todo el patrimonio cultural: objetos históricos, notas, libros, libros de actas, fotografías, registros de socios y otros documentos que produjo el club a lo largo de su historia. Y sobre todo, que este material así reunido, pueda enriquecer la oferta cultural del barrio y estar a disposición de quien quiera aprovecharlo, sea socio o simplemente vecino. ♦

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *