Defender lo que tenemos

Deportistas y referentes de asociaciones deportivas se unieron para frenar un decreto que elimina la Secretaría de Deportes.

Por Mariana Lifschitz

Un nutrido grupo de referentes del mundo del deporte amateur se reunió en el Club Ciencia y Labor (Cesar Díaz y Artigas) el primer miércoles de febrero. Estaban ahí para brindar una conferencia de prensa, querían anunciar a la sociedad la conformación de un Frente cuyo objetivo es luchar contra el Decreto de Necesidad y Urgencia 92/2019, que pocos días antes, el 30 de enero, sorprendió al mundo del deporte anunciando el cierre de la Secretaría y la apertura de una Agencia.

Pablo Salcito, presidente del Ciencia y Labor y Secretario General de Fedeciba (Federación de Clubes de Barrio), explicó a Vínculos Vecinales por qué el colectivo se opone al cuestionado decreto. “Nosotros vemos una especie de voracidad inmobiliaria, hace meses que vienen anunciando su intención de mudar al CENARD y al Profesorado de Educación Física Romero Brest, cuyos predios están en una de las zonas más caras de la ciudad. Son instituciones con historia y prestigio, ¿por qué destruir algo que ya está instalado y funciona bien? Con la excusa de mudarlos a la Villa Olímpica, en Soldati, quieren liberar esos terrenos que valen fortunas. En ese sentido esta Agencia parece tener la función de ocuparse de los bienes inmobiliarios que tiene el deporte”.

VV. ¿Y a los clubes de barrio en qué los afectaría?

PS. Al ser un órgano con atribución para vender terrenos fiscales, a lo mejor no perjudicará al Ciencia y Labor ni a los otros clubes de la Comuna, pero sí a todos los que ocupen tierras fiscales. Por ejemplo, cualquiera de los que están debajo de la autopista, que encima son clubes que en su mayoría nuclean a familias de bajos recursos, ya que el trazado de la autopista recorre los barrios más pobres. 

VV. ¿Cómo se gestó este frente que pretende frenar el DNU?

Te puede interesar
  Jaque a la soledad

Apenas se conoció el DNU, el presidente de la CAD (Confederación Argentina del Deporte), Rodolfo Paverini, nos convocó a todos los referentes de clubes y asociaciones deportivas.  La CAD es una organización que se creó en la década del 20, que agrupa a los deportes olímpicos y no olímpicos, como órgano de fiscalización. Con el decreto no sólo desaparece este organismo, sino que no queda ninguno que pueda controlar a la nueva agencia. Convocados por Rodolfo nos reunimos en la sede de la CAD y en ese encuentro acordamos conformar FUNDAR: Frente Unido del Deporte Argentino.

Con el sol tórrido de febrero sobre sus cabezas, la tarde del 19 los deportistas y sus representantes salieron a defender lo que tienen. Ese día se reunía en el Congreso una Comisión Bicameral para discutir el Decreto en cuestión. “Sabiendo que trataban el DNU, armamos una concentración en Plaza Congreso con presencia de deportistas del orden amateur. Había gente de tae- kwon-do, de boxeo, había mesas de ajedrez, fue una demostración de las actividades que hay en los clubes de barrio y las que representan las Federaciones Deportivas”, señala Pablo.

Los deportistas obtuvieron una victoria ese día: el DNU fue rechazado por la bicameral. Pero aún no pueden descansar tranquilos, ya que el Decreto sigue vigente hasta que lo traten las dos cámaras por separado. Y si una de las dos lo aprueba con mayoría simple, seguirá en pie. “Aún así nosotros lo vivimos como un triunfo político, porque si se llegaba a aprobar, estábamos liquidados. Ahora por lo menos se ganó una batalla y es posible seguir peleando.”

Hoy los involucrados en el deporte amateur están preocupados y expectantes. Agrupados en el Frente Fundar pidieron al Congreso una sesión especial para que el DNU sea tratado lo antes posible. Con el recuerdo fresco del triunfo que obtuvieron este verano docentes y alumnos de colegios nocturnos (que con su lucha y el apoyo de amplios sectores de la sociedad lograron que el DNU que pretendía cerrar comerciales nocturnos en CABA, fuera desestimado), se sienten ilusionados. “Esa victoria nos dio esperanza a todos –confiesa Pablo–, si bien es difícil voltear un DNU, tenemos confianza en que los diputados y senadores nos escuchen y se sensibilicen con lo que está en juego.” ♦

Los deportistas y sus asociaciones se manifestaron frente al Congreso, para visibilizar su descontento por el cierre de la Secretaría de Deportes.

“La Ley de clubes de barrio lo tiene todo”

VV. ¿Cuál es la función de la Secretaría de Deportes?

Te puede interesar
  El camino hacia la igualdad. Mujeres en el deporte

PS. Una secretaría de deportes tiene que llevar a cabo la política nacional que el gobierno crea al respecto. El tema es que, últimamente, políticas nacionales deportivas la verdad que no vimos.

VV. ¿Qué medidas debería tomar el gobierno, según tu opinión?

PS. El problema fundamental de este gobierno en materia deportiva fue no reglamentar la Ley 27.098, cuyo título es “Régimen de Promoción de los Clubes de Barrio y de Pueblo”, sancionada en el 2015. Es una ley que se aprobó por consenso, con lo cual tampoco pueden decir que no la reglamentan porque era una ley del kirchnerismo. Esa norma contiene todo: cuestiones como las tarifas sociales para los clubes, el derecho a la propiedad de las tierras de las sedes construidas sobre terrenos fiscales y la asignación por hijo para el deporte, que es una suma que las familias de bajos recursos podrían usar para pagar la cuota de un club. Parecido a lo que es el Plan Progresar, pero para que los chicos hagan deporte. Ya era malo que no hubieran reglamentado y puesto en marcha esta ley durante todo el mandato, y ahora encima nos desayunamos con este DNU. ♦

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *